Compartir:

Es una tradición de más de 20 años que marcó el alumbrado con faroles en los barrios de Armenia. Antes las velas cumplían esa función que se transformó para dar paso al diseño y la iluminación.

Vecinas del barrio Galán tuvieron la iniciativa de decorar sus cuadras con faroles para celebrar el día de la Virgen María, el 8 de diciembre, como ya se hacía en el municipio de Quimbaya, Quindío.

alumbrado barrio GalanLa idea fue replicar esa iniciativa pero aquí en Armenia para extender la práctica y la tradición en diferentes lugares de la capital. Los fuertes lazos de unidad y fraternidad de toda la comunidad fueron el bastión para dar inicio a un fenómeno cultural, que después de más de dos décadas, se conserva intacto.

Las señoras, sus esposos, los adolescentes y hasta los niños acogieron la propuesta con emoción. Así que desde el mes de octubre empezaban la confección de sus diseños y sus cuadras se convertían en escenario de arte cuando llegaba el momento de la exposición. Entonces, el 7 y 8 de diciembre, cientos de faroles iluminados seducían la atención de propios y visitantes.

Para esas fechas, el barrio Galán era punto de referencia de familias que venían a disfrutar su alumbrado. El homenaje a la virgen había trascendido al plano de la admiración, algo que enorgullecía a su vecindad.

Vecinos y aliados

RS169122 IMG 0249Dos grandes vecinos del barrio se aliaron para estimular este importante fenómeno cultural. El primero fue el Centro Comercial Unicentro, que motivó a través de un concurso, la premiación de la mejor cuadra. A su vez, el Sena se involucró con el diseño de faroles y cada que ocurre esta celebración presenta faroles hechos por estudiantes e instructores a lo largo de cuadras enteras que expresan todo el sentido de la tradición y la Navidad. También comparten alimentos propios de la época y música en vivo para animar aún más esta bella festividad.

Este año lucirá como siempre. Sus vecinos han preparado lo mejor de su repertorio para sorprendernos y seguro lo harán ahora y el próximo año y el siguiente.

Armenia y los municipios del Quindío han acogido con entusiasmo la práctica de los faroles, sin embargo, luego de Quimbaya, el barrio Galán de la capital fue el primero en implementar un arte que le rinde tributo a la Virgen María.