fbpx
Compartir:

Están de norte a sur y se asoman reclamando un espacio que ya ganaron en la ciudad. Los murales se han tomado una posición como parte del arte urbano y como símbolos de una sociedad que descubrió un nuevo camino para comunicarse a través de las imágenes que aparecen espontáneas en las paredes de casas y locales de la capital.

IMG 3765Esta herencia de íconos ha sido recogida en una reciente publicación digital de la Corporación de Cultura y Turismo de Armenia que narra no solo como se creó el movimiento muralista en Armenia, sino quienes han sido sus principales expositores.

Denominado Armenia y sus muros de arte, recorre todos los rincones de esta pequeña urbe y los lugares donde hay sembradas expresiones gráficas para conformar, poco a poco, un museo abierto que combina el vinilo con el spray y la idiosincrasia con las ideas liberales.

Descargar publicación Armenia y sus muros de arte

IMG 3770Tal vez el mural más representativo es La Epopeya del Quindío, una obra del maestro Antonio Valencia creado en 1986 para conmemorar los primeros veinte años del departamento del Quindío. Se halla en el primer piso de la gobernación y expresa a través de personajes insignes que quedaron plasmados en el pincel del autor, el progreso que ha tenido la región.

Un exponente muy activo también ha sido Henry Villada, un muralista que ha dejado impreso el talento de sus manos en imágenes que han cobrado un valor especial para propios y visitantes. Su tema ha sido la cultura cafetera, razón por la cual en sus obras han quedado los retratos de campesinos, chapoleras, matas de café, yipaos, mulas y pájaros.

Ese mismo estilo lo aplica Juan Carlos Marmolejo, un artista local que ha dejado ver su sensibilidad para impactar con imágenes propias de la cultura quindiana.

Mero Poder

Escáner 20190924 29Sin embargo y pese a esta corriente artística, ha surgido el colectivo Lisérgico, un par de jóvenes inquietos que han irrumpido en la escena muralista con representaciones más abiertas del mundo. Con grafitis de gran calidad, hechos por personajes globales, le han aportado a Armenia sus diversas formas de ver el mundo y sus realidades.

Creadores del festival Mero Poder, han traído al Quindío muralistas de 12 países y de diversas regiones de Colombia para que dejen sus huellas de arte en paredes de casas, locales e instituciones como un homenaje a las expresiones populares en una clara propuesta de comunicación alternativa y diversa.

Lisérgico con Viviana Gutiérrez y Juan Bernal han creado más de 80 murales en el Quindío y más de 50 en Armenia. Su infinito deseo por explorar esta tendencia los ha llevado a convencer artistas franceses o coreanos a venir hasta estar tierra desconocida para ellos con el único propósito de impactar una pared que ahora ha cambiado su condición de muro a obra de arte.

El muralismo es un movimiento dinámico en Armenia. Podríamos afirmar que es una especie de tendencia muy nueva para Armenia que ha despegado con fuerza después del año 2006.

El libro, por supuesto, es un compendio de imágenes, que se convierte en promotor de un tipo de cultura que le aporta más color, creatividad y arte a los muros fríos e inexpresivos de la ciudad.